Estado Dual o anómico. Efectos corrumpentes.[1]

Fernando M. Fernández

  1. Introducción[2]

Bajo el dualismo estatal todo es posible: la arbitrariedad es lo habitual y la corrupción es la norma. En este trabajo, la palabra corrupción se refiere al sentido económico del enriquecimiento ilícito de un funcionario público y, además, a la perversión de la función pública por abusar de ella. Lo primero que se corrompe es la Justicia y, como efecto, el Derecho también se descompone.

Así las cosas, los derechos humanos se vuelven humo, los crímenes atroces y abusos generalizados contra la población civil se multiplican exponencialmente. Sin Justicia ni Derecho la anomia estatal se hace la regla y, si el Estado no cumple con la Constitución, la sociedad y los individuos aprenden a violar toda norma legal o moral: el delito se hace pandémico, anómico. La guerra de todos contra todos se hace real. Es la supervivencia pura del hombre natural arrojado a la violencia y la menesterosidad. Cada individuo se hace enemigo de su prójimo. La consecuencia final es una crisis social tan profunda y vasta que se convierte en una emergencia humanitaria compleja que impacta a otros países. Nada que ver con la consecución del bien común, como debería ser.

La violación sistemática de derechos humanos y la corrupción generalizada hacen que las tensiones y la violencia se vuelvan casi universales. Si el Estado falla y no cumple sus obligaciones básicas de respetar y garantizar los derechos humanos de sus ciudadanos, la anarquía e ingobernabilidad se hacen patentes. El homicidio, el sicariato, el secuestro, la extorsión, el robo y el hurto, entre otros delitos graves, se muestran en todo espacio y momento. Del delito común e individual se transita al crimen organizado. Las bandas y pandillas de toda calaña florecen en el campo fértil del desorden causado por el Estado Dual. San Agustín dijo[3]: “Cuán semejante a los latrocinios son los reinos sin justicia. Sin la virtud de la justicia, ¿qué son los reinos sino unos execrables latrocinios? Y éstos, ¿qué son sino unos reducidos reinos?”  

En este papel de trabajo explicamos lo que ha sido la destrucción intencional y sistemática del Estado Constitucional Democrático y Social, de Derecho y de Justicia (de ahora en adelante “Estado Constitucional de Derecho” o “Estado Constitucional”) configurado en la Constitución de 1999 en la cual se representa el contrato social que une a la Nación; así como algunos de los problemas del sub-sistema judicial penal venezolano y, en general, del derecho penal material orientado hacia su desmantelamiento. O sea, el que se expresa en la política criminal y las actuaciones persecutorias de las autoridades de investigaciones y los tribunales penales, luego de haberse instaurado en Venezuela un Estado Dual con el propósito de eliminar la democracia “burguesa” e implantar el modelo del llamado Socialismo del Siglo XXI, forma eufemística del comunismo[4] bajo el modelo cubano[5], mediante la aplicación de lo que en doctrina se denomina “el derecho penal del enemigo”. Ello, como forma operativa de la política criminal oficial, bajo el supuesto de la existencia de una “guerra económica” o no convencional, declarada oficialmente por el Jefe de Estado[6], como continuación de lo que el extinto Presidente Chávez llamó la guerra asimétrica[7] o de cuarto nivel. No obstante lo anterior, el drama del mal uso de la justicia penal no es un monopolio de Venezuela.

Basado en la premisa de la guerra asimétrica, existe un estado de excepción y emergencia económica prorrogado varias veces[8], en violación de los derechos humanos de forma injustificada en contra de las normas expresas en la Constitución y la propia Ley Orgánica sobre Estados de Excepción[9] (“Ley de Estados de Excepción”). En tal sentido, se trata de identificar la flagrante persecución y violación de derechos humanos de quienes no tienen la capacidad de resistir los ataques emanados desde el Estado en el uso abusivo de la coacción y la violencia legal, basado en la concepción bélica de la emergencia y excepcionalidad permanentes. En esta oportunidad[10], veremos el impacto de ese proceso en la corrupción y sus diferentes manifestaciones, tanto administrativa y funcional como moral.

Con el término Estado Dual, queremos expresar la coexistencia conflictiva de dos modelos jurídicos antagónicos de Estado para regir, simultáneamente, en una misma República, en un mismo territorio y para una misma población. Se trata de un Estado sobre el Estado: un supra-Estado. Ese dualismo expresado en dos formas de Estados coexistentes y en conflicto, se evidenció desde el inicio de la vigencia de la Constitución de 1999 con la consigna política polarizante: “Patria, socialismo o muerte”, suscrita por el entonces jefe de estado Hugo Chávez Frías[11]. Esta expresión radical expresó, desde entonces, una clara intención de arremeter contra la democracia, el contrato social y el Estado Constitucional, a pesar de no haberla derogado totalmente ni haberla sustituido de forma violenta con la fuerza militar, tal como se pretendió con los golpes fallidos de 1992[12] contra el presidente Carlos Andrés Pérez. 

Entre las expresiones de oposición a esta pretensión anticonstitucional, se debe mencionar la advertencia hecha por el Magistrado Jesús Eduardo Cabrera en un voto salvado[13] a una sentencia de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (“SC”) que apuntaba en el sentido de fortalecer al Estado Dual e instalar el socialismo en Venezuela sin cambiar la Constitución. No obstante dicha admonición procuraba la preservación del contrato social, la SC se ha convertido en el principal verdugo del Estado Constitucional al sentenciar en múltiples casos contra normas constitucionales expresas y en detrimento de sus principios para fortalecer el dualismo estatal. Es obvio, entonces, que Venezuela, al carecer de un Tribunal Constitucional independiente y especializado y no tener una verdadera jurisdicción constitucional que mantenga su incolumidad, adolece de un verdadero desastre en materia de juridicidad e inseguridad jurídica producto del Estado Dual.

            De su parte, el derecho penal del enemigo absoluto o sustancial[14], el “enemigo de clase”, es la fórmula usada por el gobierno y sus administradores para perseguir a sus oponentes y disidentes, como si se tratase de una guerra sin reglas jurídicas y se encontraren frente a fuerzas hostiles, por lo que se auto-justifica una política letal de terrorismo de Estado, durante la denominada “guerra económica” donde el enemigo absoluto debe ser eliminado, exterminado, aniquilado, neutralizado, destruido o desaparecido. Esa muerte puede ser civil o física. Hasta ahora se ha aplicado, preferentemente, la muerte civil, que consiste en la destrucción sistemática y generalizada de derechos: se trata de ataques de persecución, encarcelación, tortura y desaparición forzada por lo que el carácter de enemigo depende de lo que “es” o piensa el individuo, no lo que hace. Las maneras de aplicar esta política son mediante el uso desmedido y abusivo del derecho administrativo y penal mediante las instituciones policiales y judiciales. También la militarización del Estado y la sociedad ha permitido construir un Estado Socialista sobre otro Constitucional. Todo ello, fuera de las normas y principios jurídicos aceptados universalmente. Un ejemplo de  ello es el lema de la institución armada:  “CHAVEZ VIVE! LA PATRIA SIGUE! INDEPENDENCIA Y PATRIA SOCIALISTA! VIVIREMOS Y VENCEREMOS![15]

Debe recordarse que la historia de las grandes masacres y democidios[16] (Rummel, 1990) ocurridas desde la Revolución de Octubre en 1917[17] con la instauración de la “dictadura del proletariado[18]” según el marxismo-leninismo en contra de los “enemigos de clase” o “enemigos del pueblo” comenzó siempre con la muerte civil, lo cual condujo, un tiempo después, al desencadenamiento de los hechos materiales: matanzas, asesinatos y exterminio, tal como se hizo en la revolución bolchevique[19], lo cual sería un posible paso más adelante de enemistad y guerra total[20].  Por eso es tan importante prevenir que haya una escalada en las atrocidades.

En este papel de trabajo queremos, además, responder a las interrogantes que tiene el ciudadano común, las Organizaciones No Gubernamentales (“ONG”) y otros actores sociales de otras jurisdicciones para entender lo que ocurre con las cada vez mayores en número, y peores en gravedad, violaciones masivas, sistemáticas y generalizadas de derechos humanos en Venezuela. Se trata, también, de identificar la comisión de crímenes de lesa humanidad, según lo que tipifica el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional y los Elementos de los Crímenes. En tal sentido, conviene adoptar recomendaciones como las que hace la Organización de las Naciones Unidas (“ONU”), la cual ha diseñado un instrumento que permite prevenir la posibilidad de que se cometan crímenes atroces[21] en cualquier país, lo que puede servir de herramienta a ser usada en Venezuela para evitar males mayores y peores que los que ya acontecen.

  • La conclusión general es la siguiente: a partir de ciertas debilidades del sistema sociopolítico identificables en la Constitución aprobada por una exigua votación de menos del 50% de votantes[22],  desde el año 2007[23], cuando se rechazó la reforma que, de haber triunfado,  habría instituido el Estado Socialista,  se ha venido creando un sistema dualista de modelos de Estado (Estado Dual), que consiste en un paralelismo contradictorio y conflictivo que se expresa en (i) un primer paradigma formal de Estado Constitucional de Derecho configurado en la Constitución, bajo un sistema democrático en antagonismo con (ii) el modelo socialista o comunista, basado en el marxismo leninismo y el militarismo. Se trata, entonces, de dos antípodas coexistiendo conflictivamente en paralelo: Estado Constitucional de Derecho (de acuerdo al modelo continental europeo con división de poderes y democracia) vs. Estado Unitario (según el modelo cubano, claramente antidemocrático y sin división de los poderes públicos); y Estado Social con incorporación de todos los derechos humanos para todos vs. Estado Socialista con restricción y eliminación de derechos humanos.
    • En otras palabras, democracia y policlasismo vs. dictadura del proletariado y lucha de clases; según se refiera, en primer lugar, a las instituciones jurídico-políticas de la democracia y los derechos humanos civiles y políticos; y, en segundo término, al plano de las políticas sociales y económicas para todos. Las repercusiones de esa rivalidad conflictiva en paralelo interfieren en el correcto y eficiente funcionamiento del Poder Judicial, corrompe la función jurisdiccional e impide que los jueces sean independientes y autónomos en sus decisiones. En el campo penal, que es el primordial en materia de la tutela de los derechos civiles y políticos, el problema se acrecienta de forma exponencial: se vuelve catastrófico.
  • Ya en los inicios de la nueva Constitución de 1999 que derogó la de 1961[24] (ambas concebidas como propias del Estado Constitucional, junto a su precedente de 1947) se podía avizorar la potencialidad riesgosa de desviar y reinterpretar la Carta Magna para hacer de toda ella otro texto con otro significado al imponer el Estado Unitario Socialista[25], bajo los amplios poderes presidencialistas que prevé el texto constitucional y, además, con la creación de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (“SC del TSJ”). Si el Poder Ejecutivo la controlaba, podría ejercer el poder de forma absolutista y totalitaria, tal como ha acontecido de forma palmaria en el esfuerzo de instalar paulatinamente[26] la dictadura del proletariado. En efecto, ese proceso se ha cumplido fatalmente, como lo afirma el profesor Brewer Carías[27] (2016, 2018)[28]. Hay que advertir que el Estado configurado en la Constitución de 1961 adolecía de varios defectos de diseño y, sobre todo, de ejecución, por lo cual hacía falta una reforma sustancial, tal como lo sugeríamos en su momento en los aspectos concretos e institucionales del Estado de Derecho[29]. Para 1999 este autor fijó un criterio negativo[30] respecto de la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente con plenos poderes que afectaría gravemente los derechos humanos.
  • El cambio de la Constitución que se intentó en 2007 y que fue frustrado por los votantes se trata de imponer fraudulentamente con la convocatoria de una nueva constituyente en el 2017.
  • Convocar a una constituyente supuestamente originaria, sin consultar democráticamente al pueblo, es un fraude a la Constitución y una estafa al soberano. Solo el pueblo puede convocar al mismo pueblo para decidir si quiere un nuevo Estado: eso es un axioma inviolable[31]. Lo que quieren hacer es una usurpación de un derecho humano fundamental de toda la Nación. Inaceptable.
    • En fecha 1° de mayo de 2017, Maduro dictó el Decreto N° 2.830 (“Decreto”) y el Decreto N° 2.831, mediante los cuales “convoca” a una Asamblea Constituyente a la cual llamó “comunal” y “militar” donde designó la Comisión de miembros del partido de gobierno, quienes elaboraron una propuesta para las bases comiciales territoriales y “sectoriales”, es decir, sin ser universales y, con ello, el gobierno se garantiza el control de la mitad de la Asamblea Constituyente. El Decreto fue entregado al CNE, cuya presidenta anunció de forma rauda y veloz su procedencia. Cosa que no hizo con el revocatorio ni lo ha hecho con las elecciones regionales.
    • Según la Constitución, las fases de una convocatoria al Poder Constituyente son estas: a) Iniciativa; b) consulta al pueblo para saber si quiere cambiar la Constitución o no; c) en caso positivo, se estima que la convocatoria fue hecha por el pueblo; d) elección de los constituyentes; e) deliberaciones y redacción de la nueva constitución; y f) votación para saber si el pueblo aprueba o no la nueva constitución con un nuevo Estado.  En este sentido, la iniciativa solo constaría de una pregunta: ¿Quiere Ud. convocar a una Asamblea Constituyente para cambiar el modelo de Estado venezolano? Respuestas: Si o No. Eso es todo.
    • La meta de esta constituyente es la de constitucionalizar el régimen decretal de la dictadura del proletariado y olvidar la Constitución de 1999, con lo cual se da fin al Estado Dual, pero se acentúa el caos y la catástrofe, tal como ocurrió en el Siglo XX (URSS, China y Camboya, entre otros) y, en lo que va del XXI, los países socialistas (Corea del Norte y Cuba, por ejemplo). 
    • A pesar de las objeciones de juristas y organismos internacionales respecto de la ilegitimidad e inconstitucionalidad de esa convocatoria, la misma se efectuó con votantes del partido de gobierno, exclusivamente, lo que permitió que la composición de la Asamblea Nacional Constituyente (“ANC) esté integrada, solamente, por militantes del partido oficialista. De esa forma, podrán redactar una nueva Constitución e instaurarán el Estado Socialista de forma definitiva.
  • Como quiera que en el concepto de Estado Dual se trata de dos modelos de Estado antagónicos que existen en paralelo, el derecho público, en general, y el derecho penal, en particular, se apoyan en la doctrina del enemigo sustancial[32] (Schmitt, 1932), para lo cual se diseñan normas y políticas radicales y discriminatorias, como se verá más adelante. El enemigo es aquel que se identifica por lo que “es”, por su naturaleza, no por lo que hace. El enemigo no es un competidor ni un adversario, opositor o rival, considerados estos como iguales entre sí y que deben competir en términos justos, en igualdad de condiciones y oportunidades. El enemigo, por el contrario, es desigual, antagónico, una amenaza desde la propia existencia, el opuesto por naturaleza, sustancia o esencia. En tal sentido, el trato que se le dispensa es como el de enemigo de guerra. El enfrentamiento con él implica su destrucción, su aniquilamiento, su extinción. Por el contrario, el amigo es el aliado y, casi siempre, el cómplice.
  • El Estado Dual está dirigido para polarizar, dividir una sociedad con una “neolengua[33]”. Esta se entiende como una manipulación del uso de la lengua, sin consciencia de la misma, desarraigando las palabras de su significado, y volcándolas por conveniencia política. El propósito de la neolengua oficialista es el de dominación ideológica, de adoctrinamiento y propaganda. En suma, se trata de operaciones psicológicas[34] de ataque a los enemigos dentro de lo que el gobierno ha calificado como una “guerra económica o no convencional”, tal como lo hacen los militares y los sistemas totalitarios, al mejor estilo orwelliano. El propósito es inculcar odio hacia el enemigo y programar el amor incondicional al líder, según lo exija el culto a la personalidad.
  • Dividir al enemigo: Esta operación realizada de forma intencional es imprescindible a esos fines. Desde Julio César pasando por Maquiavelo hasta Kant, es conocido el esquema “divide y vencerás” (Divide et vincere; divide et impera; divide et reigna) como una técnica de gobierno y dominio hegemónico sobre la población al introducir la discordia entre distintos bandos y alimentar el conflicto, según la ejecución más implacable del maquiavelismo absoluto (Maritain, 1941)[35]. La división de la sociedad se basa en la definición de los amigos, a quienes se les reconocen derechos, garantías y privilegios; y los enemigos, para quienes hay menos derechos o ninguno, pero sí muchos castigos, amenazas y satanizaciones por medio de las investigaciones, medidas cautelares, detenciones arbitrarias y sanciones penales extremas. De allí nace el derecho del enemigo, concebido como la restricción o eliminación de derechos por vía administrativa o penal, mediante decretos implantados sin discusión alguna de parlamentarios. En este ensayo, identificaremos la dimensión penal del llamado por Schmitt el “enemigo sustancial”, tanto en lo procesal como en lo sustantivo. La mayoría de los casos, sino todos ellos, se evidencian en la persecución por la vía de los organismos policiales y tribunales penales o militares mediante la masificación de la detención arbitraria (“DA”) y la detención preventiva en centros inadecuados: el nuevo gulag. En el derecho penal del enemigo, la víctima no es un adversario que compite en forma igualitaria y justa por el poder.
  • Para dividir al enemigo se han usado las técnicas más efectivas de censura y propaganda nazis diseñadas por Joseph Goebbels[36] al implantar una férrea persecución y control de la libertad de prensa, de opinión y persecución política, mediante la fórmula de la “hegemonía comunicacional” ideada para concentrar el mayor número posible de periódicos, libros, estaciones de TV y radio, así como el monitoreo y represión de portales de Internet, como redes sociales. Esa política comunicacional emula, en gran medida, los 11 principios de Goebbles[37] sobre propaganda[38] del III Reich. A diferencia de los sistemas totalitarios clásicos del siglo XX (fascismo y comunismo) que monopolizaban todo, el Socialismo del Siglo XXI ha pretendido ser hegemónico, usando varios de sus métodos de acumulación de poder, especialmente en materia comunicacional y propagandística. No obstante, se observan claros signos de declive de esa hegemonía por razones económicas, entre otras, como indica Von Bergen[39] (2016).
  • El Estado Dual también se apoya en una economía dual, esquizofrénica y enloquecedora a la vez, signada por la corrupción[40] generalizada del sistema de botín[41] o Spoils System[42], la devaluación y la inflación: los peores impuestos que sufre una sociedad. El dualismo económico se evidencia en un sistema formal de pagos aparentes de empresas y ciudadanos, pero desequilibrado por el control de cambios y en permanente desasosiego y persecución de los factores económicos: empresas, empresarios y sus empleados. Por otra parte, la economía comunal, incluida la moneda comunal (fachada del hombre nuevo comunista y expresión del gran fraude ideológico) constituye el dualismo económico. Pero sin duda, este se expresa en la economía del crimen organizado, la cleptocracia (Cleptocracia: del griego κλέπτης kléptēs, “ladrón”, κλέπτω kléptō, “robo”, y –κρατία -kratía de κράτος krátos, “gobierno, poder, dominio”), la extorsión administrativa (delito de concusión); el tráfico de drogas, de personas, de billetes, de materiales estratégicos[43], de mercancías y de armas; así como los cleptócratas, son los que se llevan la mejor tajada. A esta economía dual se une la producción de una criptomoneda, elaborada por el gobierno, llamada Petro[44], garantizada con petróleo y, pronto, con, diamantes[45], gas, oro y coltán, según lo ha anunciado el gobierno nacional[46]. No obstante, este esfuerzo está plagado de enormes contradicciones e inconsistencias, habida cuenta de la penetración del crimen organizado en la minería ilegal, como ya hemos dicho en otras investigaciones al calificarlos como materiales de sangre[47] (Fernández, 2015). Es de hacer notar que, bajo estas circunstancias, ha aumentado de forma considerable el tráfico de drogas desde Venezuela, como lo señala Camero[48] (2017) 
  • Estado Dual, anomia, grupos criminales[49] y corrupción

Nuestra hipótesis para dar una explicación a la descomunal corrupción de los últimos tiempos en Venezuela es que, a partir de la tradicional e histórica manifestación de la corrupción en Venezuela derivada del rentismo petrolero (evidenciada en episodios o en casos determinados) se ha convertido en un problema estructural que refleja la tendencia histórica nacional (rentismo, cleptocracia, sistema de botín, nepotismo) y la eleva de forma exponencial. Sostenemos que la existencia de una normativa legal cada vez más profusa, confusa y contradictoria entre el régimen del Estado Constitucional y la nueva decretalidad socialista se convierte en un factor criminógeno de gran impacto que acicatea el comportamiento corrupto de funcionarios y particulares, sean estos empresarios o simples ciudadanos.  En ello, está incluida la legislación penal decodificada por vías del régimen decretal y la creación del nuevo Cuerpo de Policía contra la Corrupción[50], por ejemplo.

A pesar de la desinformación, opacidad y negacionismo de la cleptocracia, gracias a fuentes públicas creíbles[51], se sabe que Venezuela ha recibido cantidades multimillonarias en bolívares y divisas durante estos últimos 19 años, producto de (i) la bonanza petrolera y el aumento de los precios del crudo (US$ 960.589 millones); (ii) la emisión de bonos públicos (se emitieron US$ 54.327 millones en bonos de la República y bonos de la petrolera estatal PDVSA); (iii) los préstamos de gobiernos extranjeros (Según cifras del Banco Interamericano de Desarrollo, desde 2007, Pekín ha hecho varios préstamos a Caracas que suman US$ 65.000 millones). A ello se deben agregar las enormes sumas de millardos de dólares obtenidos con las exacciones parafiscales o impuestos de leyes especiales en materia de ciencia y tecnología (Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología en Innovación o LOCTI[52]), antidrogas (Ley Orgánica de Drogas y fondos de la Oficina Nacional Antidrogas), Ley de Telecomunicaciones (FIDETEL) y Ley de Deportes.

Sin embargo, nada de esas enormes sumas y activos se encuentran en las arcas del tesoro ni en las reservas internacionales, las cuales están en su nivel más bajo (US$ 9.638)[53]. Así las cosas, el Estado no puede cumplir con los compromisos sociales en materia de servicios básicos de calidad con sus gastos ordinarios; asimismo, el patrimonio público está estancado, con falta de liquidez y posible insolvencia.

A lo anterior debe sumársele la enorme masa monetaria en bolívares que se percibe por causa de los impuestos.

Tal como lo dijo el sabio historiador, político y economista venezolano Arturo Uslar Pietri en su famoso artículo de 1936 llamado “Sembrar el petróleo[54]”, al parafrasear el famoso término “destruccionismo” acuñado por Ludwig Von Mises[55] para designar a la economía del socialismo soviético, Venezuela ha tenido una economía destructiva, no constructiva, basada en la renta petrolera y el abandono de las verdaderas fuentes de riqueza perdurable: el trabajo, la inversión y el ahorro. Una de sus frases más contundentes es la siguiente: “Si hubiéramos de proponer una divisa para nuestra política económica lanzaríamos la siguiente, que nos parece resumir dramáticamente esa necesidad de invertir la riqueza producida por el sistema destructivo de la mina, en crear riqueza agrícola, reproductiva y progresiva: sembrar el petróleo…”

De manera profética, Uslar Pietri afirmó: “¿Hasta cuándo podrá durar este festín? Hasta que dure el auge de la explotación petrolera. El día en que ella disminuya o decaiga, si continuamos en las condiciones actuales, habrá sonado para Venezuela el momento de una de las más pavorosas catástrofes económicas y sociales…[56]”. Esa catástrofe ya llegó y se ha identificado en muchos síntomas: desabastecimiento de alimentos y medicinas, desnutrición de la población, hambruna y muertes por hambre. Es decir, todo aquello que configura lo que se ha llamado crisis humanitaria compleja, la que no es causada por efectos naturales (inundaciones, terremotos, deslaves, tsunamis, etc.), sino por el impacto de políticas públicas erróneas de los gobiernos. En tales casos, hay que acudir a la asistencia internacional humanitaria de las Naciones Unidas[57].

Resulta inconcebible cómo, con tantos ingresos por causa de los recursos naturales con los que cuenta el país (minerales, hidrocarburos, forestales, marítimos, agua dulce, paisajísticos, etc.),  haya en Venezuela, tanta pobreza y menesterosidad, consideradas por expertos como emergencia humanitaria compleja[58], causada por el Estado y la cleptocracia que lo controla, no por hechos naturales (terremotos, sequías, emisiones nucleares, tormentas y ciclones, plagas de plantas y de animales, tsunamis, deslaves o inundaciones) ni por guerras. Para 2016, ENCOVI[59] identificó un crecimiento desmesurado de la pobreza en Venezuela: “… En 2015, el techo de pobreza de ingreso se ubicaba en 73,0% y en 2016 pasó a 81,8%, de los cuales, 51,51% son Pobres extremos, 30,26 Pobres no extremos y 18,24 No pobres. (Encovi 2016).

Sin duda alguna, afirmamos que existe una íntima relación entre la forma de Estado Socialista que ha intentado, por todos los medios y con el uso abusivo de todas las herramientas, implantar la dictadura del proletariado promovida por la doctrina del marxismo-leninismo y todo su autoritarismo, con la descomunal y masiva corrupción que se ha dado bajo su seno desde que se promulgó la Constitución en 1999. De allí se deriva, inevitablemente, la emergencia humanitaria compleja. Dicho Estado Socialista se inspira en la doctrina marxista-leninista de la lucha de clases con fuerte acento militarista y un evidente propósito totalitario, además de la asociación con policías y los negocios con grupos de delincuencia organizada en evidente corrupción de su función como afirma Tarre[60] (2017). El mismo se ha configurado en una excesiva regulación por vía de decretos y no de leyes en Venezuela, en paralelo y contradicción, al margen y en oposición, a la Constitución que consagra el Estado Constitucional bajo el modelo alemán europeo de clara vocación civilista y que amplía los mismos supuestos de las constituciones venezolanas de 1947 y de 1961, cuya forma republicana es la democracia liberal plena. En la Constitución de 1961 se plasman los compromisos básicos del llamado Pacto de Punto Fijo, esquema que se agotó en la última década del siglo XX, como apunta Urbaneja[61] (2017)

Esa emergencia compleja deriva en anomia social, traducida en delincuencia, comportamientos bizarros y desesperanza inducida que se expresa en gran sufrimiento y angustia de la población tanto en los sectores que emigran del país buscando refugio o asilo como en los que se quedan en él por falta de recursos, resiliencia o conformismo. Todo lo cual se convierte en un círculo vicioso que se retroalimenta a sí mismo, por lo que se hace muy difícil su comprensión y erradicación en el corto plazo.


[1] FERNANDEZ, Fernando M.: Estado Dual o anómico. Efectos corrumpentes. Editorial Académica española. Mauritius, 2018. Introducción. Págs. 2 a 18.

[2] El autor agradece a la ONG Acceso a la Justicia el haber apoyado la realización inicial de esta investigación, la cual hemos actualizado en algunos aspectos para los fines de la presente publicación. Otras partes las reproducimos textualmente. Disponible en: http://www.accesoalajusticia.org/wp/wp-content/uploads/2017/06/Paper-sobre-sistema-judicial-y-DP-del-enemigo.pdf . La misma fue publicada en: Revista de Investigación y Asesoría Jurídica e la Asamblea Nacional. Título:  La justicia penal en Venezuela bajo el Estado Dual y el derecho penal del enemigo. Por: Fernando M. Fernández. Páginas 1381-1440. Disponible en: http://www.estudiosconstitucionales.com/site2008/index2.php?seccion=legi. También merece ser reconocida la ONG Paz Activa y el Observatorio de Delito Organizado, por su interés en apoyar al autor en diversas investigaciones, varias de las cuales son citadas más adelante. Asimismo, Amnistía Internacional Venezuela (“AIVEN”) merece ser mencionada por ser la ONG que, durante más de 4 décadas, ha permitido al autor conocer mejor la dura realidad de los derechos humanos. El autor agradece, también, al editor gramatical del texto Juan Diego Fernández Lebrun.

[3] AGUSTÍN DE HIPONA: La Ciudad de Dios (412-426 DC). Consejo Superior de Investigaciones Científicas. Madrid, 1992. Página 116.

[4] Ver: Fidel Castro: El Socialismo del Siglo XXI es COMUNISMO. Disponible en:  https://www.youtube.com/watch?v=VvlnIocmYqs; y El comunismo del siglo XXI fue planeado desde 1994. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=WLdmr6V6d88. Ver también: “Aún sin creer merecerlo, llegó un día como hoy hace 18 años Hugo Chávez Frías a La Habana. Lo hizo en un momento difícil y aciago para el movimiento revolucionario mundial cuando no pocos creyeron que todo intento por un mundo mejor había llegado a su fin. En aquellas circunstancias, llegó el Comandante Chávez, en un gesto de valentía, aceptó la invitación que desde la Isla le cursara el Historiador de la Ciudad, Eusebio Leal, y a La Habana vino cargado de sueños y convicciones y, sobre todo, con el ansia de comenzar a construir lo que devino en una indestructible amistad. Desde que puso sus pies en el Aeropuerto Internacional José Martí, y fue recibido por el Comandante Fidel Castro, dijo no merecer ese honor en ese momento y aspiraba a tenerlo algún día en los meses y en los años por venir.” Disponible en: http://www.embajadacuba.com.ve/noticias/al-18-anos-del-encuentro-entre-chavez-y-fidel-video/

[5] CASTRO, Fidel: Del informe al primer congreso del Partido Comunista de Cuba. ANÁLISIS HISTÓRICO DE LA REVOLUCIÓN: “Cuba fue la última colonia de España en América Latina y hoy es el primer país socialista de este hemisferio…” Disponible en: http://www.cuadernospoliticos.unam.mx/cuadernos/contenido/CP.7/CP7.8Fidel%20%20castro.pdf. También ver: GUEVARA, Ernesto (Che): Algunas reflexiones sobre la transición socialista (Carta a Fidel Castro, abril 1965). Disponible en: http://www.lahaine.org/amauta/b2-img/CheFideltransicion.pdf

[6] Maduro pide a militares prepararse para “guerra no convencional” Disponible en: http://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/venezuela-es/article49450975.html y

 “Maduro: Venezuela derrotará el modelo de guerra económica, pase lo que pase, en 2017-2018”. Disponible en: http://mppic.gob.ve/2016/12/09/maduro-venezuela-derrotara-el-modelo-de-guerra-economica-pase-lo-que-pase-en-2017-2018/ .

[7] Chávez muestra parte de cómo se aplica su guerra asimétrica. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=p-w-bjeJBA0 . También ver: BARTOLOME, Mariano: Las guerras asimétricas y de cuarta generación dentro del pensamiento venezolano en materia de Seguridad y Defensa. Disponible en: https://www.academia.edu/4857337/_2008_Las_guerras_asim%C3%A9tricas_y_de_cuarta_generaci%C3%B3n_dentro_del_pensamiento_venezolano_en_materia_de_Seguridad_y_Defensa?auto=download

[8] Al momento de actualizar este ensayo, se han producido 13 decretos continuos (Ver: Gaceta Oficial N° 41.233: Decreto de Estado de Excepción y de Emergencia Económica en todo el Territorio Nacional. Disponible en: http://www.finanzasdigital.com/2017/09/gaceta-oficial-n-41-233-decreto-estado-excepcion-emergencia-economica-territorio-nacional/ ). Asimismo, la Sala Constitucional del TSJ declaró la constitucionalidad del mismo, lo cual es discutible Ver sentencia en: http://historico.tsj.gob.ve/decisiones/scon/noviembre/205517-959-221117-2017-17-0953.HTML )

[9] La Ley Orgánica sobre Estados de Excepción fue Publicada en Gaceta Oficial N° 37.261 de fecha 15 de agosto del 2001 y dice así: Capítulo I Del objeto y la finalidad Artículo 1. La presente Ley tiene por objeto regular los estados de excepción, en sus diferentes formas: estado de alarma, estado de emergencia económica, estado de conmoción interior y estado de conmoción exterior, de conformidad con lo establecido en el artículo 338 de la Constitución de la República

Bolivariana de Venezuela; así como, el ejercicio de los derechos que sean restringidos con la finalidad de restablecer la normalidad en el menor tiempo posible. Capítulo II De los principios rectores de los estados de excepción

Artículo 2. Los estados de excepción son circunstancias de orden social, económico, político, natural o ecológico, que afecten gravemente la seguridad de la Nación, de sus ciudadanos o de sus instituciones. Artículo 5. Toda medida de excepción debe tener una duración limitada a las exigencias de la situación que se quiere afrontar, sin que tal medida pierda su carácter excepcional o de no permanencia…”

[10] Como es sabido, hemos hecho varios abordajes al tema del Estado Dual desde diferentes ópticas.

[11] El presidente Chávez define la Frase Patria Socialismo o Muerte. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=-6lIgRXN-zM . Ver también: ROLDAN, Pablo: “Patria, socialismo o muerte” su significado real. “A saber, Chávez es un demagogo con una terrible sed de poder que conduce a las pobres, analfabetas e ignorantes masas venezolanas por donde le da la gana con una mezcla de florida retórica revolucionaria y antiimperialista y algunas migajas de los ingresos petroleros del Estado…” Disponible en:  http://www.marxist.com/venezuela-patria-socialismo-muerte.htmer . Además: “…Partiendo del ejemplo válido venezolano la frase ¡Patria, Socialismo o Muerte! proviene de la respuesta ¡La Patria es Primero! que Vicente Guerrero, patricio mexicano dio a su padre, quedando inscrita así en la historia mexicana con esta contestación y quien rechazó además la influencia ejercida por el. Esta frase de Vicente Guerrero dio origen a otra frase ¡Patria o Muerte! cuando los mexicanos combatieron contra los Estados Unidos en la guerra de 1847, según el autor Eulalio Ferrer. Otra frase que ha sido adaptada al momento político es la utilizada seguramente por Fidel Castro, con su ¡Patria o Muerte! Otras series de variantes de estas frases, son por ejemplo, la expresada por Salvador Allende quienes sus seguidores manifestaron ¡Chile o Muerte! Los Montoneros argentinos en 1975 lo convirtieron en ¡Perón o Muerte! Y hoy día, se recuerda perfectamente la frase evocada por el Ché Guevara con su ¡Socialismo o Muerte! inspiración que le ha servido al presidente Chávez, líder mundial, de manifestación discursiva en propaganda ante el mundo y muy fervientemente ante el imperialismo: ¡Patria, Socialismo o Muerte! Venceremos!” En: CASTILLO, Johanna: ¿De dónde se extrae: ¿Patria, Socialismo o Muerte? Disponible en: http://www.aporrea.org/ideologia/a42395.html

[12] Ver: Fundación Polar: Historia de Venezuela: 4 de febrero de 1992. Disponible en: https://web.archive.org/web/20090225020104/http://fpolar.org.ve:80/nosotros/educacional/insurr/4febr92.html ; y 27 de noviembre de 1992. Disponible en: https://web.archive.org/web/20050221043224/http://www.fpolar.org.ve/nosotros/educacional/insurr/27nov92.html . Ver videos en: 4 de febrero de 1992 Golpe de Estado. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=MgYyWrsobQ4 ; RCTV – GOLPE DE ESTADO VENEZUELA NOV 27 1992 – CHAVEZ. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=j8X0HBQsE-4. También: Primer intento de golpe de Estado de Venezuela de 1992. Disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Primer_intento_de_golpe_de_Estado_de_Venezuela_de_1992 ; y Segundo intento de golpe de Estado de Venezuela de 1992. Disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Segundo_intento_de_golpe_de_Estado_de_Venezuela_de_1992 .

[13] Dijo así el Magistrado Cabrera en su voto salvado: “…un sistema de organización social o económico basado en la propiedad y administración colectiva o estatal de los medios de producción, como lo es básicamente el socialista, en sus distintas concepciones, cual es el propuesto en el Proyecto de Reforma, chocaría con lo que quien suscribe, y la propia Sala, era considerado Estado Social, y ello -en criterio del disidente- puede afectar toda la estructura y los principios fundamentales del Texto Constitucional, hasta el punto que un nuevo ordenamiento jurídico tendría que ser creado para desarrollar la construcción del socialismo. No es que Venezuela no puede convertirse en un Estado Socialista. Si ello lo decide el pueblo, es posible; pero a juicio del voto salvante, tal logro sería distinto al que la Sala ha sostenido en el fallo de 24 de enero de 2002 (Caso: Créditos Indexados) y ello conduciría no a una reforma de la Constitución sino a una nueva Constitución, la cual debería ser votada por el Poder Constituyente Originario”. Ver; texto completo de la sentencia en:  http://www.tsj.gov.ve/decisiones/scon/Noviembre/2042-021107-07-1374.htm

[14] “El contexto a partir del cual Schmitt habría desarrollado la categoría de enemigo sustancial, aunque sin mencionarla, es la interpretación que dio al contenido de las leyes sancionadas en Núremberg el 15 de septiembre de 1935. A partir de la aparición de estas leyes, Schmitt escribirá un artículo y dará una conferencia para justificar la necesidad de las mismas. No resulta superfluo recordar que el 10 de septiembre de 1935 se reunió en la ciudad de Núremberg el Congreso del Partido Nacional-Socialista. Por disposición de Hitler el Reichstag se traslada allí para llevar a cabo sus sesiones parlamentarias y es en ese marco en el cual se aprueban una serie de leyes que conforman parte del corpus de legislación racial. Entre las leyes decretadas, se encuentran una referida a la Bandera del Reich, una de Derechos Civiles y otra destinada a la Protección de la Sangre y el Honor Alemanes…”  En SARAVIA, Gregorio: CARL SCHMITT: VARIACIONES SOBRE EL CONCEPTO DE ENEMIGO. Universitas. Revista de Filosofía, Derecho y Política, nº 15, enero 2012, ISSN 1698-7950, página 7. Disponible en: http://universitas.idhbc.es/n15/15-07.pdf

[15]  FUERZA ARMADA NACIONAL BOLIVARIANA. COMANDO ESTRATÉGICO OPERACIONAL:

 COMUNICADO DE LA FANB ANTE NUEVA ARREMETIDA CONTRA LA FANB POR PARTE DEL SECTOR QUE NO DIALOGA DE LA ASAMBLEA NACIONAL.  FUERTE TIUNA, 21JUN2016.

[16] RUMMEL, R.J.: DEATH BY GOVERNMENT. New Brunswick, N.J.: Transaction Publishers, 1994. Disponible en: https://www.hawaii.edu/powerkills/NOTE1.HTM

[17] Se calcula que desde 1917 a 1987 hubo 61.911.000 muertes como efecto directo del régimen comunista soviético. Ver: RUMMEL, R.J.: Lethal Politics: Soviet Genocide and Mass Murder Since 1917. New Brunswick, N.J.: Transaction Publishers, 1990. Disponible en: https://www.hawaii.edu/powerkills/NOTE4.HTM . En el mismo sentido, durante la Era del Terror (1917-1922) bajo el mandato de Lenin se calculan 3.650.000 muertos de los cuales muchos lo fueron por hambruna y por asesinatos producidas por las policías estatales: la NKVD y, especialmente, la policía secreta la Cheká. Ver: https://www.hawaii.edu/powerkills/USSR.TAB2A.GIF . Durante el régimen de Stalin (1924 a 1953) se calculan 51,755,000 muertos. Ver: Source List and Detailed Death Tolls for the Primary Megadeaths of the Twentieth Century. Disponible en: http://necrometrics.com/20c5m.htm

[18] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Dictadura del proletariado. El Universal. Caracas, 2017. Disponible en: http://www.eluniversal.com/noticias/opinion/dictadura-del-proletariado_675043

[19] FERNÁNDEZ, Fernando M.: 100 años de bolchevismo. El Universal. Caracas, 2017. Disponible en: http://www.eluniversal.com/noticias/opinion/100-anos-bolchevismo_672514 

[20] SCHMITT, C.: Enemigo Total, Guerra Total, Estado Total, [1937], Traducción de Angelika Scherp, en Carl Schmitt, Teólogo de la Política, Prólogo y selección de textos de Héctor Orestes Aguilar, Fondo de Cultura Económica, México, 2001.

[21] Marco de análisis para CRÍMENES ATROCES. Una herramienta para la prevención. Naciones Unidas.Disponible en: http://www.un.org/es/preventgenocide/adviser/pdf/Framework%20of%20Analysis%20for%20Atrocity%20Crimes_SP.pdf 

[22] Ver cifras electorales del referéndum de 1999 de aprobación de la Constitución, disponibles en: http://www.cne.gob.ve/web/documentos/estadisticas/e012.pdf

[23] Curiosamente, no aparece registro alguno de los resultados electorales del referéndum de 2007 que negó la aprobación del Estado Socialista. Ver: http://www.cne.gob.ve/web/estadisticas/index_resultados_elecciones_anteriores.php 

[24] Ya para la convocatoria de la Asamblea Constituyente de 1999 existía el riesgo de hacer un cambio desde el Estado Constitucional de Derecho hacia el autoritarismo y el Estado Socialista. En su oportunidad, formulamos nuestro criterio adverso a esa posibilidad. Ver: FERNÁNDEZ, Fernando M.: Los derechos humanos y el proceso constituyente en Venezuela. En: Constituyente. Aportes al debate. Ricardo Combellas (Coordinador). Caracas, 1998. Páginas 179 a 215.

[25] “Se trata de un nuevo concepto de Estado la compenetración, es el Estado social, el Estado comunal, ya no es el Estado burgués que arremetía contra el pueblo, que saqueaba al pueblo, que reprimía al pueblo, que explotaba al pueblo y enriquecía a un sector, a las minorías, a la oligarquía, a la burguesía nacional y al imperialismo. Este es un Estado cada día más antiimperialista, popular, comunal. Unido, pero hasta las entrañas, con el pueblo. Y el pueblo cada día más organizado, cada día más consciente, cada día más dinamizado en el poder popular, en el poder popular constituyente, en el poder comunal. “El socialismo es eminentemente democrático. Así que el Estado democrático y social de derecho y de justicia es perfectamente el marco y el cauce o el azimut, como queramos llamarlo, para construir la vía venezolana hacia el socialismo, el socialismo bolivariano; y bueno, los valores superiores del ordenamiento jurídico”. Estuvieron disponibles en: (http://www.aporrea.org/actualidad/a39870.html  y http://www.minci.gob.ve/alocuciones/4/11842/juramentacion_del_consejo.html )

[26] A diferencia de los casos conocidos desde la revolución de octubre en 1917 con Lenin y luego con Mao, Castro, Pol Pot y Allende, entre otros, quienes impusieron las ideas marxistas de la dictadura del proletariado de golpe y a la fuerza, en el caso venezolano se trata de una proceso paulatino que lleva y 19 años y no ha terminado de establecerse con la crudeza de los ejemplos anteriores debido, entre otros factores, a la fuerte oposición interna y a la presión internacional.

[27] BREWER-CARÍAS, Allan R.: DICTADURA JUDICIAL Y PERVERSIÓN DEL ESTADO DE DERECHO. La Sala Constitucional y la destrucción de la democracia en Venezuela. Editorial Jurídica Venezolana International. Caracas / New York, 2016

[28] BREWER CARÍAS, Allan, R.: TRATADO DE DERECHO CONSTITUCIONAL, en XVI Tomos. Editorial Jurídica Venezolana International. Disponible en:  www.allanbrewercarias.com 

[29] Ver: FERNÁNDEZ, Fernando M. (Coordinador): Fortalecimiento del Estado de Derecho. Comisión Presidencial para la reforma del Estado (“COPRE”). Caracas, 1990. 

[30] Ver: FERNÁNDEZ, Fernando M. Los derechos humanos y el proceso constituyente en Venezuela. En: COMBELLAS, Ricardo (Coordinador) y otros: Constituyente. Aportes al debate. Fundación Konrad Adenauer/COPRE. Caracas, 1998.

[31] Artículo 5 de la Constitución:  “La soberanía reside intransferiblemente en el pueblo, quien la ejerce directamente en la forma prevista en esta Constitución y en la ley, e indirectamente, mediante el sufragio, por los órganos que ejercen el Poder Público. Los órganos del Estado emanan de la soberanía popular y a ella están sometidos”.

[32] SCHMITT, Carl: El concepto de lo político. 1932. Disponible en: https://revistanotaalpie.files.wordpress.com/2014/05/86263651-carl-schmitt-el-concepto-de-lo-politico.pdf 

[33] Neolengua es el término usado por George Orwell en 1984 para denominar el lenguaje oficial de terror y dominación psicológica del gobierno contra los pobladores.

[34] Ver: Manual de Operaciones Psicológicas del Ejército. Universidad Politécnica de la Fuerza Armada. Caracas, 2006.

[35] MARITAIN, Jacques: EL FIN DEL MAQUIAVELISMO. En : Obras breves de Jacques Maritain, disponible en : http://www.jacquesmaritain.com/pdf/09_FP/04_FP_Maqui.pdf

[36] “Una vez que lograron ponerle fin a la democracia y convertir a Alemania en una dictadura unipartidista, los nazis orquestaron una campaña de propaganda masiva para ganar la lealtad y la cooperación de los alemanes. El Ministerio de Propaganda nazi, dirigido por el doctor Joseph Goebbels, tomó el control de todas las formas de comunicación de Alemania: periódicos, revistas, libros, reuniones públicas y mítines, el arte, la música, las películas y la radio. Los puntos de vista que de algún modo amenazaran las creencias nazis o el régimen eran censurados o eliminados de todos los medios…” Ver: LA PROPAGANDA Y LA CENSURA NAZI. Disponible en: https://www.ushmm.org/outreach/es/article.php?ModuleId=10007677

[37] “… En octubre de 1933, el Ministerio de Propaganda se organizó en siete departamentos: administración y asuntos legales; concentraciones de masas, salud pública, juventud y raza; radio; prensa nacional y extranjera; películas y censura cinematográfica; arte, música y teatro; y, protección contra la propaganda antinazi220​ (tanto nacional como extranjera).16221​ El gobierno nazi asignó al ministerio un importante presupuesto con el que se ofrecían altos sueldos y subsidios; la mayoría de los artistas, teatros y orquestas —después de luchar por sobrevivir a la Gran Depresión— encontraron estos incentivos difíciles de rechazar222…” Ver: Joseph Goebbles. Disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Joseph_Goebbels

[38] “1. Principio de simplificación y del enemigo único: Adoptar una única idea, un único símbolo, individualizar al adversario en un único enemigo.

2. Principio del método de contagio: Reunir diversos adversarios en una sola categoría o individuo, los adversarios han de constituirse en suma individualizada. 3. Principio de la transposición: Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque.

4. Principio de la exageración y desfiguración: Convertir cualquier anécdota, por pequeña que sea, en amenaza grave. 5. Principio de la vulgarización: Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida. Cuanto más grande sea la masa a convencer, más pequeño ha de ser el esfuerzo mental a realizar. La capacidad receptiva de las masas es limitada y su comprensión escasa; además, tienen gran facilidad para olvidar. 6. Principio de orquestación: La propaganda debe limitarse a un número pequeño de ideas y repetirlas incansablemente, presentadas una y otra vez desde diferentes perspectivas, pero siempre convergiendo sobre el mismo concepto, sin fisuras ni dudas. 7. Principio de renovación: Hay que emitir constantemente informaciones y argumentos nuevos a un ritmo tal que cuando el adversario responda el público esté ya interesado en otra cosa. Las respuestas del adversario nunca han de poder contrarrestar el nivel creciente de acusaciones. 8. Principio de la verosimilitud: Construir argumentos a partir de fuentes diversas, a través de los llamados “globos sonda” o de informaciones fragmentarias. 9. Principio de la silenciación: Acallar sobre las cuestiones sobre las que no se tienen argumentos y disimular las noticias que favorecen el adversario, también contraprogramando con la ayuda de medios de comunicación afines. 10. Principio de la transfusión: Se trata de difundir argumentos que puedan arraigar en actitudes primitivas. 11. Principio de la unanimidad: Llegar a convencer a mucha gente que se piensa “como todo el mundo”, creando impresión de unanimidad…” En: Marketing Político: Propaganda y los Principios de Goebbels. Disponible en: http://www.merkactiva.com/blog/mkt-politico-propaganda-y-los-principios-de-goebbels/ . Ver también: Goebbels’ Principles of Propaganda Author(s): Author(s): Leonard W. Doob Source: The Public Opinion Quarterly, Vol. 14, No. 3, (Autumn, 1950), pp. 419-442 Published by: Oxford University Press on behalf of the American Association for Public Opinion Research. Disponible en: https://bths.enschool.org/ourpages/auto/2014/2/4/34651180/Goebbel_s%20Principles%20of%20Propaganda.pdf ; y  

LOS PRINCIPIOS DE LA PROPAGANDA SEGÚN GOEBBELS. Disponible en: https://es.scribd.com/document/23093555/Principios-de-la-Propaganda-segun-Goebbels

[39] VON BERGEN GRANELL, Franz Manuel: Auge y declive de la hegemonía chavista. Fundación Konrad Adenauer. UCAB Ediciones. Caracas, 2016.

[40] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Contra la corrupción. Editorial LIVROSCA. Caracas, 2016.

[41] FERNÁNDEZ, Fernando M.: El Estado como botín: Crónicas del despojo del patrimonio público y privado en Venezuela. Observatorio de Delito Organizado. Paz Activa. Caracas, 2017. Hay versión electrónica disponible en: https://issuu.com/asociacioncivilpazactiva/docs/elestadocomobot__n

[42] “… El sistema de botín, también llamado sistema de mecenazgo, es una práctica en la que el partido político que gana una elección premia a los trabajadores de su campaña y otros partidarios activos por nombramiento en puestos gubernamentales y otros favores. El sistema de botín implica la actividad política de los empleados públicos en apoyo de su partido y la destitución de los empleados si su partido pierde las elecciones. Un cambio en el control del gobierno por parte del partido lleva necesariamente a los nuevos funcionarios a altos cargos con responsabilidad política, pero el sistema de botín extiende la rotación de personal a puestos gubernamentales rutinarios o subordinados. El término ya se usaba en la política estadounidense desde 1812, pero se hizo famoso en un discurso pronunciado en 1832 por el senador William Marcy de Nueva York. Al defender uno de los nombramientos del presidente Andrew Jackson, Marcy dijo: “Al vencedor le pertenece el botín del enemigo”. En el tiempo de Marcy, el término botín se refería a nombramientos políticos, como gabinetes o embajadas, controlados por un funcionario electo…” . por: The Editors of Encyclopædia Britannica. Disponible en. https://www.britannica.com/topic/spoils-system , Traducción libre del autor.

[43] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Materiales de sangre. La extracción, tráfico y contrabando de materiales estratégicos (oro, diamantes, coltán y gasolina). Observatorio de Delito Organizado. Paz Activa. Caracas, 2017. Hay versión electrónica disponible en: http://observatoriodot.org.ve/cms/index.php/item/download/26_3524d9e3270e01f440d0f3edd8d6073b

[44] Ver marco White Paper del Petro en: http://albaciudad.org/wp-content/uploads/2018/01/Whitepaper_Petro.pdf  

[45] “Tras casi una década ausente, Venezuela se reincorporó esta semana al Proceso Kimberley, una certificación que busca detener el comercio de diamantes provenientes de zonas de conflicto, dijo el viernes el Gobierno del país sudamericano.” Ver: Arco minero: Venezuela recibe Certificación Kimberley para producir y vender diamantes. Disponible en: http://www.cuentasclarasdigital.org/2016/11/arco-minero-venezuela-recibe-certificacion-kimberley-para-producir-y-vender-diamantes/

[46] “El proyecto de la criptomoneda venezolana “petro” avanza. Como respaldo de esta divisa digital, el presidente Nicolás Maduro, oficializó la entrega de un campo de más de cinco mil millones de barriles de petróleo. Crudo, gas, oro y diamantes provenientes del Arco Minero del Orinoco, unos 58 billones de dólares en reservas energéticas y minerales serán el sustento del petro, lo que lo convertiría en la criptomoneda con mayor respaldo. teleSUR. Ver: Venezuela: “petro” contará con crudo, gas, oro y diamantes de respaldo. Disponible en: https://videos.telesurtv.net/video/695462/venezuela-petro-contara-con-crudo-gas-oro-y-diamantes-de-respaldo/

[47] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Materiales de sangre. La extracción, tráfico y contrabando de materiales estratégicos (oro, diamantes, coltán y gasolina) en Venezuela. Observatorio del Delito Organizado. Caracas, 2015.

[48] CAMERO, Mildred: El tráfico de drogas ilícitas en Venezuela. Observatorio de Delito Organizado. Caracas, 2017.

[49] La definición de grupo criminal más clara es la que se deriva de los juicios de Núremberg contra la Gestapo, las SS y el partido Nazi, los cuales fueron desmantelados, bajo el concepto de agrupación criminal. Ver: II.3.1.- Criterios y principios para determinar el carácter criminal de una organización según Nuremberg. Derecho aplicable a la criminalidad de los grupos y organizaciones y bajo el que se acusa a las organizaciones nazis de ser organizaciones criminales. Disponible en:  http://www.derechos.org/nizkor/espana/doc/querella.html#II.3.1.- Criterios  

[50] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Corrupción: Recomendaciones para las reformas institucionales y legales. Informe técnico. Disponible en:  http://pazactiva.org.ve/wp-content/uploads/2016/09/Informe-T%C3%A9cnico-sobre-la-Ley-contra-la-corrupci%C3%B3n-.pdf

[51] BERMUDEZ, Ángel: Cómo Venezuela pasó de la bonanza petrolera a la emergencia económica. Disponible en: http://www.bbc.com/mundo/noticias/2016/02/160219_venezuela_bonanza_petroleo_crisis_economica_ab

[52] FERNÁNDEZ, Fernando M.: Marco teórico y jurídico de la LOCTI. Aspectos administrativos y prácticos de planes y proyectos. Presentación ante la Cámara Venezolana-Espanola. Disponible en: http://www.cavespa.com/binarydata/image/novedades/2008/10-locti/Marco-teorico-juridico_LOCTI.pdf  y http://www.cavespa.com/pages/viewnew.asp?CodArt=106

[53] Ver cifras oficiales del Banco Central de Venezuela: http://www.bcv.org.ve/excel/2_1_1.xls?id=28

[54] Uslar Pietri, Arturo (1936): Sembrar el Petróleo. AHORA. Año 1. No.183, Venezuela. Disponible en: http://hemerotecavirtualsembrarpetroleo.blogspot.com/  y http://pensamientopoliticodearturouslarpietr.blogspot.com/

[55] VON MISES, Ludwig: Socialismo. Análisis económico y sociológico. Editorial Hermes. Méjico. 1961. Páginas 473 a 532.

[56] Uslar Pietri, Arturo (1990). Los venezolanos y el petróleo. Banco de Venezuela. ISBN 9800701389. Consultado el 6 de mayo de 2014.

[57] ONU Resolución 46/182 de la Asamblea General. Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA). Ver también: Guía de referencia sobre los avances normativos en materia de coordinación de la asistencia humanitaria de la Asamblea General, el Consejo Económico y Social y el Consejo de Seguridad desde la aprobación de la resolución 46/182: http://ochaonline.un.org/OchaLinkClick.aspx?link=ocha&docId=1112153  • Un análisis del desarrollo de la normativa en las resoluciones humanitarias desde la aprobación de la resolución 46/182: http://ochaonline.un.org/OchaLinkClick.aspx?link=ocha&docId=1112151

[58] “Una emergencia compleja es una crisis humanitaria grave que suele ser el resultado de una combinación de inestabilidad política, conflictos y violencia, desigualdades sociales y una pobreza subyacente. Las emergencias complejas son fundamentalmente de carácter político y pueden hacer mella en la estabilidad cultural, civil, política y económica de las sociedades, sobre todo cuando se ven agravadas por peligros naturales y enfermedades como el virus de la inmunodeficiencia humana y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (VIH/SIDA), los cuales menoscaban los medios de vida y acentúan la pobreza…” En: FAO Emergencias complejas. Disponible en: http://www.fao.org/emergencies/tipos-de-peligros-y-de-emergencias/emergencias-complejas/es/

[59] ENCOVI: Encuesta sobre Condiciones de Vida en Venezuela. Disponible en : http://www.fundacionbengoa.org/noticias/2017/images/ENCOVI-2016-Pobreza.pdf También:  https://transparencia.org.ve/wp-content/uploads/2017/05/Boleti%CC%81n-15_05_2017-49.pdf

[60] TARRE BRICEÑO, Marcos: El impacto de la corrupción policial en la delincuencia organizada y en el ciudadano. Observatorio de Delito Organizado. Caracas, 2017

[61] El profesor Diego Bautista Urbaneja hace un lúcido análisis de ese agotamiento del modelo político de Punto Fijo Enel libro colectivo: Desarmando el modelo. Las transformaciones del sistema político venezolano. Fundación Konrad Adenauer/Instituto de Estudios Parlamentarios Fermín Toro. Caracas, 2017. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s